6 pasos cómo superar la ansiedad de hablar en público

El miedo a hablar en público, o “glosofobia”, es uno de los miedos sociales más comúnmente reportados. Muchas personas tratan de evitar por completo hablar en público, pero para algunos es inevitable. Las personas que tienen diferentes grados de ansiedad relacionada con hablar en público pueden encontrar difícil superar dicho problema, y por ello es casi imposible que terminen un discurso en público sin experimentar una gran cantidad de estrés o nerviosismo. Sin embargo, hay muchas técnicas probadas para reducir y a menudo eliminar la ansiedad de hablar en público.

Instrucciones

  • 1
    Recuérdate a ti mismo que el público quiere que tengas éxito. La mayoría de las personas en tu público están aterrorizadas de hablar en público tanto como tú, señala el médico Morton C. Orman, en su artículo “How to Conquer Public Speaking Fear (¿Cómo conquistar el miedo de hablar en público?)”. Tu público entiende tus miedos de hacer el ridículo, sentirte humillado o fracasar. “Ellos sienten simpatía hacia ti”, señala el doctor Orman. De hecho, si cometes un error o tienes un tropiezo durante tu presentación, es probable que tu público no lo considere importante.
  • 2
    Explora el lugar de la presentación. Al familiarizarte y sentirte cómodo con el lugar en el que hablarás tu ansiedad de hablar en público se reduce. “Llega temprano, camina por la habitación, incluyendo el área del discurso”, aconseja Lenny Laskowski del sitio LJL Seminars. Practica hablando al micrófono y de pie en el atril. “Camina por el área donde el público estará sentado. Camina desde el lugar donde estarás sentado hasta el lugar donde hablarás”, también recomienda. Además, practica con cualquier equipo de audio o vídeo que usarás como parte de tu presentación. Asegúrate de que el equipo funcione adecuadamente para evitar problemas técnicos durante tu discurso.
  • 3
    Define dos o tres puntos principales. Tratar de incluir demasiada información en tu presentación hará que incrementar tu ansiedad y podría aburrir al público.
  • 4
    Practica ejercicios de relajación. Te puede servir practicar ejercicios probados para ayudar a aliviar tu estrés y tensión de hablar en público. Siéntate cómodamente con la espalda recta, sugiere Laskowski. Respira lentamente, mantén el aire por 4 o 5 segundos, y después exhala lentamente. Relaja tus músculos faciales al abrir bien tu boca y ojos, y después cerrarlos con fuerza. Otro ejercicio efectivo es visualizarte a ti mismo hablando, de acuerdo con Laskowski. “Imagínate a ti mismo caminando confiadamente hasta el atril mientras el público aplaude. Imagínate a ti mismo hablando, tu voz fuerte, clara y segura. Cuando te visualizas a ti mismo teniendo éxito, serás exitoso”, asegura.
  • 5
    Aprovecha tu energía nerviosa. Cualquier persona que haya experimentado ansiedad durante o antes de un discurso en público a menudo padece síntomas como temblores, rubor, sudoración, palpitaciones, voz temblorosa y falta de aliento. Estos síntomas son resultado de la “respuesta de ataque o fuga”, que es una descarga de adrenalina que te prepara para un peligro inminente. Tu cuerpo está generando grandes cantidades de energía debido a esta descarga de adrenalina. Pero “la misma energía nerviosa que produce el pánico escénico puede ser un recurso para ti”, señala Laskowski. “Aprovéchalo, y transfórmalo en vitalidad y entusiasmo”.
  • 6
    Aprende a aceptar un poco de ansiedad. Recuerda que incluso los oradores más experimentados usualmente experimentan alguna excitación nerviosa antes de subir al escenario, señala About. Un poco de ansiedad puede incluso hacerte un mejor orador, porque la energía adicional te ayuda a mantener tu mente alerta.

Fuente: eHow en Español